Todos estamos siendo afectados por la situación actual y esperamos que pase siguiendo las medidas recomendadas. Mientras tanto aprovecha esta tiempo para revisar todos los pendientes que puedas tener.

Si tu boda era en marzo, abril, mayo Reagendala en consenso con tus proveedores ya que seguramente todo estaba listo para el gran día, contacta a tu #weddingplanner para que sea la guía de este proceso y no queden cabos sueltos.

Si estás pensando en casarte en junio, julio, agosto haz una lista de pendientes y empecemos a trabajar en ellos, ya que en un abrir y cerrar de ojos estaremos en estos meses.

El amor no se cancela, solo se pospone durante estos tiempos de incertidumbre. Dicen que el tiempo de Dios es perfecto y cuando llegue el gran día será maravilloso, tal cual lo soñaste.